Etiqueta: muertos

Sanidad registra 84 nuevos casos de coronavirus en las últimas 24 horas, 32 de ellos en Andalucía

El Ministerio de Sanidad ha informado este lunes de 84 nuevos contagios de coronavirus confirmados en las últimas 24 de ellos. La cifra supone un descenso respecto a los días anteriores, cuando se registraron 118 y 191 casos, aunque puede deberse a retrasos en los registros del fin de semana.

La mayoría de los nuevos casos se han registrado en Andalucía. En esta comunidad se han contabilizado en las últimas 24 horas 32 nuevos contagios, en parte, por varios brotes localizados este fin de semana. 

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha explicado este lunes que Sanidad contabiliza 11 brotes activos en España. «Se centran en dos provincias», ha apuntado, «Huesca y Lleida», por «los brotes entre temporeros» y la «búsqueda» más intensa que se ha dado «alrededor de ellos», aunque lo considera «un número relativamente controlado de casos». 

Aragón, que este domingo registró 48 nuevos casos, ha sumado este lunes 15 nuevos infectados con coronavirus en las últimas 24 horas; Catalunya, 11; Castilla La Mancha registra seis; Galicia, Madrid, Navarra y Murcia, cuatro cada una; Castilla y León contabiliza dos casos; y Cantabria y Comunitat Valenciana suman uno.

El ministerio de Sanidad ha registrado también tres nuevos fallecidos con COVID-19, hasta un total de 28.346. Doce personas han muerto en los últimos siete días. En ese mismo periodo de tiempo, 137 personas han requerido hospitalización y 15 han sido ingresadas en unidad de cuidados intensivos. 

Por el momento, Asturias es la única comunidad en la que no se han diagnosticado casos en los últimos 14 días, junto a la ciudad autónoma de Ceuta. 

https://www.eldiario.es/sociedad/Sanidad-registra-coronavirus-ultimas-Andalucia_0_1043246289.html

La Generalitat mantiene a Barcelona en fase 0 y pide al Gobierno que el lunes pasen a fase 1 Girona, Lleida y Catalunya Central

La Generalitat de Catalunya mantiene a la ciudad de Barcelona y a su área metropolitana en la fase 0 de la desescalada y no ha pedido al Gobierno que el próximo lunes 18 de mayo pasen a la fase 1. La conselleria de Salud sí ha solicitado que avancen de fase las regiones sanitarias de la Catalunya Central, Lleida y Girona. Si obtienen el aval del Ministerio de Sanidad, estas tres zonas se sumarán este a las regiones sanitarias de Terres de l’Ebre y Alt Pirineu y el Aran, que ya están en fase 1.

En rueda de prensa para explicar los cambios de fase, la consellera de Salud, Alba Vergés, ha afirmado que el Govern estudia remitir al Gobierno propuestas para que Barcelona y su área metropolitana, donde viven el 65% de los catalanes, no pasen a fase 1 pero flexibilicen en parte el confinamiento.

Sin embargo, Vergés no ha concretado ni una de las medidas de desconfinamiento parcial para la capital catalana y su área metropolitana ni si entrarían en vigor el próximo lunes o el siguiente. Tampoco ha aclarado si la flexibilización afectará solo a las comarcas o municipios menos poblados de las tres zonas sanitarias barcelonesas, tal y como han pedido algunas poblaciones como Vilanova y la Geltrú.

La propuesta de la Generalitat para cambiar de fase se basa en un índice que mide a diario los casos nuevos de coronavirus en las últimas dos semanas y la media de tasa de transmisión del virus, además de la capacidad de diagnóstico, seguimiento y camas de UCI de cada región sanitaria y otros factores como la población, la movilidad y el transporte.

La consellera ha reconocido que el freno a que Barcelona y su conurbación pasen a fase 1 se debe a que al ser áreas más pobladas –unos cinco millones de habitantes– y con más movilidad entre ellas la capacidad de transmisión del virus es mucho mayor que, por ejemplo, en el Pirineo. Pese a ello, ha asegurado que la evolución del virus es positiva. «No es que les falte nada en especial, pero son las zonas más pobladas. Iremos avanzando seguro», ha sentenciado la consellera.

Esta tarde y este jueves la Generalitat y el Ayuntamiento mantendrán una reunión del comité que crearon para gestionar la desescalada en la ciudad. Vergés ha avanzado que Salud también se reunirá con los representantes políticos de municipios y comarcas de las regiones metropolitanas Norte y Sur para consensuar el desconfinamiento.

Vergés ha hecho una llamada a la prudencia en las regiones que entren en fase 1 y ha alertado de que la enfermedad «está muy activa» pese al desconfinamiento y a la tendencia decreciente. «Todo el mundo quiere avanzar, yo la primera, pero se debe ser prudente», ha afirmado, para apostillar con un mensaje a los sectores que piden desconfinar ya para reactivar el empleo: «El riesgo de lesionar la economía es mayor si se avanza primero y se retrocede después».

Según los últimos datos de Salud, las tres zonas propuestas para pasar a fase 1 son las que presentan una menor incidencia del virus después de Tarragona, Terres de l’Ebre y Alt Pirineu y Aran. Del total de 11.351 fallecidos que acumula Catalunya, el 3,7% (420) se ha registrado en Girona; el 1,4% (162) en Lleida; y el 4,6% (521) en la Catalunya Central, que comprende el foco de las primeras semanas de crisis en la Conca d’Òdena e Igualada.

Respecto a los positivos, Girona presenta 5.904, el 9,6% del total de los 61.355 registrados en la comunidad; Lleida el 3,1% (1.962); y la Catalunya Central el 5,9% (5.574). Por contra, Barcelona y las regiones metropolitanas Norte y Sur suponen respectivamente el 28, 25 y el 17,5% de positivos y el 33, 23 y 19% de de decesos.

Al contrario que otras autonomías como la Comunitat Valenciana o Madrid, el Gobierno aceptó la semana pasada el criterio de la conselleria de Salud para la desescalada en Catalunya y el pasado lunes solo pasaron a fase uno las regiones sanitarias del Camp de Tarragona, Terres de l’Ebre y Alt Pirineu y Aran, donde vive solo un 10% de la población de Catalunya. Con la nueva propuesta, ya estarán en fase 1 un 34% de los catalanes. Barcelona tendrá que esperar.

https://www.eldiario.es/catalunya/sociedad/Catalunya-Gobierno-Barcelona-Lleida-Girona_0_1026447699.html

La cifra diaria de muertes con coronavirus desciende a 523 pero España suma 5.000 nuevos contagios en 24 horas

En las últimas 24 horas se han contabilizado 523 fallecimientos en España de personas con coronavirus. Es un leve descenso con respecto a los datos de este martes, pero similar al lunes: el lunes fueron 517 y el martes 567. En total, las muertes en España se han elevado a 18.579 desde el inicio de la emergencia sanitaria.

Se ha producido un repunte en los nuevos positivos: la cifra de casos totales ha alcanzado este miércoles a 177.633, con 5.092 contagios nuevos. Son 2.047 positivos más que los registrados ayer martes, cuando fueron 3.045, el dato más bajo desde el pasado 20 de marzo. Este lunes se había marcado el anterior dato más bajo desde el 20 de marzo, con 3.477 positivos. El crecimiento diario de casos se ha elevado hasta el 3%, frente al 2% que ha rondado esta semana.

Las personas curadas representan el 40% de los casos totales. Se han recuperado 70.853 personas desde el inicio de la crisis sanitaria y se ha dado de alta a 3.349 pacientes en el último día.

Sanidad atribuye la subida a las pruebas y los festivos

Sanidad ha atribuido el incremento de los contagios de coronavirus al aumento de las pruebas que realizan las comunidades y al reajuste de datos del fin de semana y los festivos de Semana Santa. Este lunes fue festivo en varias comunidades, por lo que el «efecto fin de semana» es decir, los retrasos en las notificaciones durante estos dos días puede haberse prolongado hasta hoy miércoles. El balance se cierra a las 21.00 del día anterior, por lo que la posible demora en las notificaciones del lunes se habrían trasladado al Ministerio el martes por la noche y, consecuentemente, notificados en este balance. 

Fernando Simón, responsable del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, ha señalado también como motivo del aumento de casos la realización de más pruebas a la población y la detección de más casos leves: «En muchas comunidades están utilizando pruebas serológicas [que detectan los posibles anticuerpos al coronavirus] y estamos empezando a tener comunicaciones de casos que han dado positivo en pruebas serológicas, muchos de ellos son asintomáticos, y es difícil situarlos en el tiempo», ha explicado.

En la rueda de prensa del Comité de Gestión Técnica del coronavirus, Simón ha señalado asimismo que se han producido 940 nuevas hospitalizaciones, un incremento del 1,6%. Los nuevos ingresos en UCI han sido 73, con una subida del 1,3% con respecto a días anteriores.

Las cifras por comunidades

La Comunidad de Madrid cuenta ya con 49.526 afectados y 6.724 muertos, seguida de Cataluña con 36.505 personas infectadas por el coronavirus y 3.756 fallecidas por esta causa. Asimismo, Andalucía tiene con 10.595 afectados, aunque ha notificado un total de 169 positivos asintomáticos incluidos en el total de confirmados, y 865 muertos; Aragón con 4.338 infectados y 514 fallecidos; Asturias, registra 2.096 contagiados y 166 muertos; y Baleares, 1.606 afectados y 125 muertos. En la mayoría de las comunidades disminuye la velocidad de contagios.

Por su parte, Canarias ha contabilizado 1.975 pacientes y 104 fallecidos; Cantabria ya cuenta con 1.823 pacientes y 132 muertos; Castilla-La Mancha tiene 14.680 pacientes y 1.755 fallecidos; Castilla y León 13.697 infectados y 1.337 muertos; Ceuta 98 afectados y 4 fallecidos; y la Comunidad Valenciana, 9.424 infectados y 945 muertos.

Extremadura registra ya 2.762 infectados y 342 fallecidos; Galicia 7.708 pacientes y 299 muertos; Melilla 102 contagiados y 2 fallecidos; Murcia, 1.520 afectados y 109 muertos; Navarra, 4.246 afectados y 252 fallecidos; País Vasco tiene 11.475 pacientes afectados y 902 muertos por coronavirus; y La Rioja 3.457 contagiados y 246 fallecidos.

Los casos mundiales se acercan a los dos millones

El número de casos globales de COVID-19 confirmados por la Organización Mundial de la Salud (OMS) asciende a 1,84 millones, tras registrarse 70.000 nuevos contagios en las últimas 24 horas. El 11 de abril se superaron los 90.000 nuevos casos diarios, la máxima cifra en tres meses y medio de pandemia, y desde entonces las cifras han ido en descenso, aunque la OMS sigue manteniendo la cautela.

El número de muertes asciende a 117.021, un ascenso diario de casi 5.400, que también marca una tendencia a la baja en este caso de cinco días tras un máximo de 7.200 fallecimientos diarios el pasado 10 de abril.

Europa se mantiene como el continente más afectado, con más de 943.000 contagios, seguida de América, con casi 645.000, mientras que África, la zona por ahora con menos casos, superó el lunes la barrera de los 10.000.

https://www.eldiario.es/sociedad/coronavirus-fallecidos-Espana_0_1016998355.html

El riesgo de una segunda ola de COVID-19 tras la desescalada mantendrá el sistema «en tensión» durante varios meses

Una de las prioridades en la gestión de la pandemia de COVID-19 va a ser que la «desescalada» del confinamiento sea gradual para evitar una segunda oleada de contagios. Fernando Simón, portavoz de Sanidad, se ha referido a ello: cuando llegue la fase de «transición», que el Gobierno, aunque sin plazos, ya prepara tras los datos que indican cierta ralentización en el ritmo de nuevos casos, lo más complicado será «mantener la tensión».

El técnico, que sigue aislado por su propia infección por coronavirus, ha dicho que quedarse en casa es, en cierta medida, la «fase fácil». Cuando las restricciones se relajen «será complicado que la gente mantenga las medidas de distanciamiento adecuadas» y requeridas para que el virus no contraataque con la misma fuerza. Aún no las han especificado, pero sí han deslizado como posibilidad que se normalice el uso de mascarillas y que, aunque se permita salir a la calle, muchas prohibiciones perduren.

Previsiblemente, coinciden los analistas, esa «tensión», a mayor o menor nivel, durará meses. Todos tienen el foco puesto en cómo se van a hacer estas medidas de «desescalado», con el objetivo de sortear un rebrote de la enfermedad. En el documento ético elaborado por catedráticos en Derecho Penal que ha difundido el propio Ministerio de Sanidad se lee que es «inaplazable el diseño del escenario sanitario y post-confinamiento y del retorno progresivo a la situación de normalidad social» pero con «todas las precauciones necesarias para evitar una segunda oleada de personas infectadas».

Desde un grupo de expertos de la Asociación de Economía y Salud (AES), en un extenso artículo sobre cómo deberíamos «retomar el trabajo», parten de una premisa: «A estas alturas nadie debería esperar una próxima erradicación del COVID-19». El comportamiento del coronavirus es todavía «muy dudoso» e, incluso contando con que una vacuna esté lista en 2021, algo que no se puede asegurar, recuerdan que «la humanidad solo ha erradicado dos enfermedades: la viruela y el SARS». El abanico de escenarios que definen es «muy amplio», y va desde el fin de la epidemia gracias a una inmunidad de grupo –el mejor–, hasta que alguna mutación siga «creando problemas» a más largo plazo. En cualquier caso, contemplan como algo muy posible que se den «sucesivas oleadas» de transmisión.

Un estudio de la Universidad de Washington publicado esta semana señala que para países como España e Italia, que ya han atravesado la peor parte de la epidemia, el mayor peligro es sufrir un nuevo golpe de infecciones. Esa misma proyección auguraba a España un total de 19.000 muertes hasta agosto.

Los investigadores del AES apuntan de todos modos a que «los datos y las enseñanzas aprendidas durante la primera oleada de la pandemia serán muy útiles». Así, será importante la gradualidad de la desescalada, pero también observar lo que ha fallado: debería haber preparados, para el futuro, planes de contingencia para la «gestión de catástrofes» que incluyan previsión con el suministro de material sanitario. Y será esencial que se «reorganice el sistema de salud y cuidados», protegiendo al personal, evitando aglomeraciones y aumentando la capacidad de respuesta ante esas posibles nuevas oleadas.

Los estudios poblacionales, claves

Pere Godoy, presidente de la Sociedad Española de Epidemiología (SEE), señala que, efectivamente, «el riesgo de una segunda oleada va a estar latente. Se va a tener que vigilar de forma muy estrecha, y si en algo hay consenso es en que para evitarlo las medidas de desescalado han de ser de forma lenta y progresiva, vigilando muy bien la transmisión y modulando según las necesidades y situaciones». Margarita del Val, viróloga e inmunóloga del CSIC, advertía igual este viernes en la Cadena SER de que lo conveniente sería «alargar el confinamiento para ver cuál es la bajada de verdad», para que una segunda ola no se diese antes de lo esperado. A Del Val le parecía «precipitado» en este sentido que a partir del 13 de abril se reactive parte de la actividad no esencial, como tiene previsto el gobierno.

En cualquier caso, tendrá que revisarse todo «constantemente», continúa Pere Godoy, y con «todas las precauciones: si se detecta un aumento de transmisiones e ingresos, habrá que poner medidas importantes de nuevo». No es descartable que en unos meses, con la población reincorporada en su puesto de trabajo, por algún contagio comunitario concreto se pudiera recomendar u obligar de nuevo al teletrabajo, señala como ejemplo.

En todo caso, evitar una «segunda oleada» dependerá en mucha medida de tener capacidad de evitar «brotes explosivos. Y es raro que haya brotes explosivos a medio plazo, mientras sigan sin permitirse concentraciones de muchas personas», avanza Ildefonso Hernández, portavoz de la Sociedad Española de Salud Pública (SESPAS) y director general de Salud Pública del Ministerio de 2008 a 2011. Por eso, los eventos multitudinarios serían, en su opinión, de las últimas restricciones que deberían levantarse. En esa línea, para controlar mejor que la gente cumple las normas, el experto en Salud Pública ve imprescindible que haya «coordinación con las autoridades locales», es decir, que se monitoricen los movimientos de la población, ya sea desde las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad como con aplicaciones tecnológicas.

Los planes del Gobierno son más a corto plazo, para el fin de la primera parte más rígida del confinamiento. Para lo que el ministro Salvador Illa llama el periodo «de transición» hay pensadas tres claves: tests masivos a sanitarios, la monitorización de los pacientes leves y asintomáticos en las conocidas como ‘Arcas de Noé’ y el control de la inmunidad de grupo. Esto último está ya en marcha, Sanidad espera que comience la semana que viene con una primera fase de tests a unas 60.000 personas. Trabajarán en ello el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII) y el Instituto Nacional de Estadística.

Coinciden en la importancia de esos estudios poblacionales tanto Ildefonso Hernández como Pere Godoy, pero, sobre todo, en que sean constantes mientras la enfermedad siga activa, y en que se vayan perfilando conforme las necesidades. Ambos explican que esa primera fase con 60.000 personas del ISCIII es eso: un primer paso. Se tendrá que ir perfeccionando cuando la situación se estabilice, realizando tests en centros de Atención Primaria o zonas concretas de interés. «Los estudios poblacionales serán clave para ver cómo está ahora la epidemia, pero también para ver cómo evoluciona», explica Hernández.

Sobre todo, esos estudios estadísticos serán importantes «para evitar un segundo desborde y para saber qué zonas tienen más fácil salir de las restricciones». Entre otros factores, porque han tenido más afectados y por tanto, paradójicamente, tienen a más gente inmunizada. «Suena raro, pero lo ideal sería que se infectaran en esa primera fase todos los menores de 40 sin patologías y que no puedan contagiar a vulnerables. Pero con las estructuras familiares que tenemos en España, llevar a cabo algo así es realmente difícil», añade el ex director general del Ministerio.

«Tensión» hasta que haya vacuna

Todos los países, incluso los que están más avanzados epidemiológicamente que España, están en la misma batalla: China volvió a prohibir los viajes tras varios casos importados, Japón decretó el estado de emergencia semanas después de lo que se creyó el pico. ¿Se puede predecir algo acerca de hasta cuándo durará la situación de tensión y riesgo en España? «Cuando veamos que los casos son esporádicos y, en las encuestas, que no hay transmisión comunitaria, podremos relajarnos. Siempre asumiendo que no va a haber 0 casos en ningún momento y que el riesgo está ahí, al menos hasta que no haya vacuna o el virus mute mucho», contesta Hernández.

«Mientras tanto, lo importante será la capacidad de controlarlo, y eso consiste en que no se acumulen los casos graves, pero que los que haya se puedan atender bien, conociendo bien las ‘áreas COVID’ y protegiendo al personal sanitario», sigue el experto en salud pública. La tensión y el riesgo no cesarán hasta que haya vacuna y, además, recuerda Pere Godoy, el gran problema es que desconocemos aún muchas cosas del virus: «Se ha comparado con la gripe, pero ni siquiera tenemos evidencia empírica de que tenga un comportamiento estacional y en verano se reduzcan por ello los casos. Lo tendremos que aprender».

«Un peligro de esta enfermedad es la transmisión silenciosa, de casos subclínicos y asintomáticos: contagian poco, pero son muchos y generan muchas cadenas de transmisión», sigue Godoy. «Por eso es tan difícil. No era imaginable que a finales de febrero, en España, hubiese tanta transmisión como parece evidente que había, porque era silenciosa. Podemos tener pocas certezas hoy con este virus».

https://www.eldiario.es/sociedad/segunda-Covid-19-mantendra-sistema-tension_0_1014549702.html

La cifra diaria de fallecidos desciende hasta los 683 pero España supera los 15.000 muertos con coronavirus

683 personas han muerto con coronavirus en las últimas 24 horas, según el balance que ha hecho público este jueves el Ministerio de Sanidad. El total de fallecimientos en España desde que empezó la epidemia ha superado por primera vez la barrera de los 15.000, al situarse en 15.238.

El dato acumulado de casos de coronavirus registrados en estos meses asciende ya a 152.446, lo que supone 5.756 nuevos contagios desde este miércoles. 52.165 personas ya se han recuperado, lo que supone un 34,22% del total de casos. Esta proporción de personas que ya han superado la enfermedad está aumentando todos los días: el miércoles era del 32,74%, mientras que el 1 de abril era del 22,17%.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha asegurado este jueves en el Congreso de los Diputados que «el incendio que desató la pandemia está bajo control». Ha hablado de «datos alentadores» en referencia a la reducción en el número diario de nuevos contagios que se ha producido en los últimos días. No obstante, ha adelantado que «si el ascenso ha sido duro, no será menos el descenso».

https://www.eldiario.es/sociedad/fallecidos-coronavirus-descender-ligeramente_0_1014898593.html

Italia registra 525 fallecidos con coronavirus desde este sábado: el menor número de muertes diarias en las últimas semanas

Italia ha registrado este domingo 4.316 nuevos contagios y 525 personas han fallecido con coronavirus en las últimas 24 horas, según los datos de las autoridades italianas. El número de muertes en un día es el menor en las últimas semanas. El sábado se produjeron 2.886 nuevos contagios y 681 decesos, confirmándose así una tendencia a la baja en el número de fallecimientos.

En total son 128.948 las personas afectadas por el coronavirus desde el inicio de la pandemia en Italia y 15.887 los fallecidos. Actualmente los casos activos de los que se tiene constancia son 91.246. Un total de 21.815 personas han recibido el alta desde el inicio de la pandemia.

Este sábado, el jefe de Protección Civil, Angelo Borrelli, celebró en rueda de prensa que el número de pacientes en UCI había bajado en 74 personas: «Es una noticia importante porque permite que nuestros hospitales respiren. Es el primer valor negativo desde que comenzamos a gestionar la emergencia». 

El presidente del Consejo Superior de Sanidad, Franco Locatelli, destacó que también el número de fallecidos se está reduciendo progresivamente, pero adelantó que todavía no hay que bajar la guardia e hizo un llamamiento a la responsabilidad.

«Hay que transmitir un mensaje, estas cifras ligeramente mejores no pueden ser leídas como que hemos superado la fase crítica y el peligro», apuntó, al tiempo que destacó que las medidas de confinamiento han salvado al menos 30.000 vidas, según un estudio autorizado.

Restricciones, al menos hasta el 13 de abril 

El pasado miércoles el primer ministro, Giuseppe Conte, prorrogó diez días más las restricciones y el confinamiento de la población, extendiéndolo hasta el 13 de abril. Pero posteriormente el jefe de la Protección Civil italiana, Angelo Borrelli, consideró que el cierre del país debe durar al menos hasta el 2 mayo y que su apertura deberá ser gradual y a partir del día 16 de ese mes.

«Debemos usar medidas firmes y de precaución porque la posibilidad de que pueda haber un retorno del virus no está excluida, como lo demuestran las nuevas medidas en China», agregó en declaraciones a la emisora pública «Radio Anch’io».

Una vez se controlen los contagios, y a la espera de una vacuna que ponga fin a la amenaza de una vez por todas, Italia afrontará lo que en el Gobierno han bautizado como «Fase 2», la de la convivencia con el patógeno, sofocando eventuales brotes.

El Instituto Superior de Sanidad italiano (ISS) explicó que entonces «habrá un reinicio de las actividades de producción», pero añadió que el control en el territorio tendrá que fortalecerse enormemente.

https://www.eldiario.es/internacional/Italia-registra-muertes-diarias-ultimas_0_1013498956.html

España supera a China en muertes con coronavirus tras sumar 738 fallecidos en un día

La cifra de personas fallecidas con coronavirus en España ha alcanzado las 3.434, 738 más con respecto a las 2.696 de hace 24 horas, según el último balance de Sanidad. De esta manera, el número de muertes en nuestro país ya supera a la de China, que registra 3.281 fallecimientos con un total de 81.218 contagios en todo el país.

Sanidad contabiliza este miércoles 47.610 casos de coronavirus desde el inicio de la crisis sanitaria, es decir, 7.937‬ más que este martes. En total, hay 5.367 pacientes que ya han sido dados de alta tras curarse de la enfermedad y 3.166 casos que han necesitado ingresar en la UCI.

https://www.eldiario.es/sociedad/casos-fallecidos-coronavirus_0_1009649081.html

España supera los 2.100 casos de coronavirus y Sanidad avisa: el efecto de las medidas tardará 10 días en notarse

Fernando Simón, director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, ha comparecido este miércoles para actualizar sobre el coronavirus en España. Lo ha hecho por primera vez tras la aplicación de medidas restrictivas de contención en las zonas en las que se han detectado focos de contagio descontrolados. Hay 2.109 casos en toda España –el 50% de ellos en la Comunidad de Madrid, que está declarada zona de transmisión comunitaria–, y 47 fallecidos. Ayer a la misma hora, el mediodía, había 1.622 casos, lo que supone seguir con el incremento «habitual» hasta ahora, valora el técnico del Ministerio de Sanidad.

Simón ha advertido de que los efectos de las medidas más drásticas «a priori, eficaces» que se han adoptado en zonas de riesgo, como la suspensión de clases y eventos multitudinarios, tardarán entre 9 y 10 días en comprobarse a nivel poblacional. Eso «aunque su efecto real se esté produciendo antes». Es debido a que los casos tardan entre 4 y 5 días en notificarse, por el tiempo que pasa entre que se produce la detección de los síntomas de un afectado y que llega el positivo o negativo y las comunidades lo notifican «con el gran esfuerzo que están haciendo por acortar los plazos». Sin embargo, algunos efectos «colaterales» ya se están viendo, ha señalado: el fomento del teletrabajo y el cierre de colegios ha provocado «menos aglomeraciones» en los transportes públicos de Madrid, y por tanto menos riesgo en sitios como el Metro.

El «problema» es que cuanto más se alargue ese periodo en el que se ven resultados, «más difícil será mantener la tensión» de los servicios sanitarios. Por eso ha pedido un «esfuerzo» conjunto a toda la sociedad para que se implementen correctamente: a profesionales, autoridades y ciudadanos. «Las personas tienen que asumir la responsabilidad que les corresponde. No se está bloqueando el país, hay cosas que van a sufrir impactos importantes, pero no se está limitando la movilidad. Sí se está pidiendo responsabilidad», ha insistido refiriéndose a la higiene personal, al mantenimiento de una distancia de seguridad, a no salir de casa con síntomas y a hacer todo lo posible por no transferir el virus de unos territorios a otros viajando innecesariamente.

Por el momento, «no se está hablando de bloquear la Comunidad de Madrid», ha zanjado Simón. Lo aclaraba en respuesta a rumores y preguntas por las comparaciones entre lo que está sucediendo en Madrid y lo que se ha adoptado estas semanas en Lombardía. Las políticas se evalúan «día a día» y «el objetivo no es implementar medidas porque alguien las pida, sino por tener evidencia lo suficientemente sólida». Ha hablado de «presiones para ir a máximos» pero, «en principio, si las medidas que hemos tomado son eficaces y suponen descenso diario, se irán relajando».

«En el mejor escenario», en el que las medidas surtan todos los efectos deseados y los casos se vayan reduciendo, la situación epidemiológica puede alargarse «dos meses», dice Simón: un mes de medidas restrictivas –que se irían disminuyendo– hasta que no haya positivos, y luego otro mes –dos periodos de incubación– en el que se comprueba que no hay transmisión –y en el que ya no hay políticas que afecten a la población–. En escenarios peores, en los que las medidas no surten efecto tan rápido, la situación puede alargarse «hasta 4 ó 5 meses». Es decir, el mínimo tiempo para dar la epidemia por contenida son dos meses y el máximo cuatro o cinco, aunque eso no significa que las medidas restrictivas vayan a durar todo ese tiempo.

Es la primera rueda de prensa que el técnico del Ministerio da desde que el Gobierno anunció el nuevo paquete de medidas para las zonas de riesgo: cierre de centros educativos, recomendación de teletrabajo a las empresas y suspensión de eventos de más de mil personas hasta el 25 de marzo. Con carácter estatal, también se han prohibido los viajes entre Italia y España, cancelado los viajes del Imserso, cerrado al público los eventos deportivos y Las Fallas, en Valencia, han sido aplazadas. Simón no descarta tener que implementar esas medidas en otras comunidades si cambia en otras el escenario «de contención» a «contención reforzada», pero, de nuevo, todo se valora día a día.

Simón ha repetido, como hizo el ministro Salvador Illa, que el «cambio significativo» en el número de los casos de Madrid se detectó entre el domingo y el lunes. Ese fue el motivo por el que medidas restrictivas como el cierre de centros educativos se anunciaron el lunes, y no se cancelaron grandes eventos del domingo como el 8M y el que tenía programado Vox en Vistalegre. Antes, el domingo a mediodía, hubo «conversaciones informales con compañeros de la Comunidad de Madrid» en las que se «planteó la posibilidad» de que «los casos se estuvieran incrementando más de lo esperado». Solo se confirmó, con datos de la Consejería, el lunes por la mañana.

Las zonas de riesgo, en las que Gobierno y comunidades han detectado ‘transmisión comunitaria’  descontrolada, son toda la Comunidad de Madrid, toda La Rioja, y las localidades de Miranda de Ebro (Castilla y León), Vitoria y Labastida (Euskadi). Todos esos territorios están en un escenario de ‘contención reforzada’, que requiere de acciones más restrictivas para combatir la propagación del virus. Tienen un «horizonte» de 14 días: pasado ese periodo, se reevaluará la situación, que está en constante revisión por si tuviese que reforzarse la prevención.

https://www.eldiario.es/sociedad/Fernando-Simon-sanidad-coronavirus_0_1004749662.html

Más de cien contagiados y dos muertos: Italia aísla por decreto ley a 50.000 personas por el brote de coronavirus

El Ejecutivo italiano aprobó este domingo medidas extraordinarias para contener la difusión de los casos de coronavirus en el norte del país que han causado dos muertos y superan ya los 100 contagiados, como la prohibición de entrada y salida en 11 localidades consideradas epicentro de la epidemia y donde viven unas 50.000 personas.

El presidente del Gobierno italiano, Giuseppe Conte, compareció durante la noche del sábado ante los medios de comunicación para informar de las medidas adoptadas en un consejo de ministros extraordinario y tras haberse reunido durante toda la jornada con Protección Civil para estudiar la situación.

«Hemos adoptado un decreto ley para contener esta emergencia. El objetivo es proteger la salud de los italianos, que es lo más importante para nosotros», anunció hoy el presidente del Gobierno, Giuseppe Conte.

Evitar el movimiento de personas en once localidades

Conte explicó que el decreto ley incluye «poder evitar el movimiento de personas en las áreas consideradas de brotes, en la zona de la provincia de Lodi con diez municipios involucrados y el de Vo ‘Euganeo, en Veneto».

«No se permitirá la entrada y la salida en áreas identificadas como brotes a menos que sean excepciones específicas y se ha ordenado la suspensión del trabajo, la educación y los eventos públicos», explicó Conte al final del Consejo de Ministros.

Se trata de Casalpusterlengo, Codogno, Castiglione d’Adda, Fombio, Maleo, Somaglia, Bertonico, Terranova dei Passerini, Castelgerundo y Sanfiorano, en la región de Lombardia y donde viven cerca de 50.000 personas y se ha convertido en la zona cero de este foco de coronavirus en Italia.

Asimismo, también se han puesto en estado de aislamiento Vo’ Euganeo, en la provincia de Padua, de unos 4.000 habitantes, y donde se produjo la primera víctima mortal, un hombre de 78 años.

La segunda víctima es una mujer de 77 años que estuvo en Codogno, pero que falleció el pasado 20 de febrero en su casa por complicaciones respiratorias, pero que una prueba realizada tras su muerte ha confirmado que era positiva al virus.

Conte anunció que se movilizará a la Policía para evitar la entrada y salida de personas y, «si es necesario, también al Ejército» y que habrá «sanciones penales para quienes violen las prescripciones».

Conte explicó que, aunque algunos sectores políticos lo han pedido, no ve necesario por ser «desproporcionada» la suspensión del tratado de Schengen, sobre libre circulación de ciudadanos de la Unión Europea.

Suspensión de eventos públicos en regiones afectadas

Entre otras medidas, también se suspendieron todos los eventos públicos, comenzando por todos los programados para este domingo en Lombardía y Véneto, como los partidos de la Serie A de fútbol italiana Inter-Sampdoria, Atalanta-Sassuolo y Verona-Cagliari. Además, se impuso la cuarentena con «vigilancia activa» para todos aquellos que han estado en contacto con casos confirmados del virus.

Por su parte, la ministra de Educación, Lucia Azzolina, decidió suspender los viajes escolares tanto dentro de Italia como al extranjero. «Una precaución que en mi opinión es necesaria ante este escenario», mantuvo la ministra.

También tanto en la región de Véneto como en Lombardía se ha suspendido la actividad universitaria durante al menos una semana.

Última cifra oficial: 100 contagiados en cuatro regiones

El jefe de la Protección Civil italiana actualizó el número de contagiados, que es de 100 personas en total, incluidos los dos fallecidos.

El principal foco es el de Lombardía con 89 infectados, según las últimas informaciones publicadas por La Repubblica, seguidos con 16 en el Véneto, 2 en Emilia Romaña, tres en Piamonte y uno en Lazio, que se tienen que sumar a los tres casos pasados en Roma de los dos turistas chinos y el investigador italiano evacuado de Wuhan, epicentro de la epidemia de neumonía.

La buena noticia llegó desde el hospital Spallanzzani de Roma que declaró que el investigador será hoy dado de alta, mientras que el hombre chino también ha sido declarado curado del coronavirus tras el tratamiento, mientras que su esposa evoluciona favorablemente y respira de manera autónoma.

En este momento, 33 personas están hospitalizadas con síntomas, de las cuales 18 están en cuidados intensivos, 11 en cambio están en aislamiento domiciliario, informó Protección Civil.

¿Cuál es el origen del contagio?

La preocupación se concentra ahora en conocer el origen de este foco, ya que resulta extraño que todos estos contagios sean originados por el caso de un italiano de 38 años que en un primer momento se creyó que se había infectado al cenar con un amigo que había estado en China y había regresado de este país el pasado 21 de enero.

Sin embargo, el viceministro de Sanidad, Pierpaolo Sileri, confirmó este sábado que el presunto «paciente cero» que habría contagiado a su amigo tras regresar de China nunca tuvo el virus.

«De las pruebas que hemos realizado podemos asegurar que no ha desarrollado los anticuerpos al virus y por tanto no lo ha tenido», explicó Sileri.

Pero además del contagio en Lombardía, quedan por resolver los casos en Véneto que no han tenido ningún tipo de contacto con esta persona.

Más de 78.000 contagios y 2.400 muertos en el mundo

Aunque una treintena de países cuentan con casos diagnosticados de COVID-19, China acapara en torno al 99% de los infectados. Las muertes por el virus en China se han elevado en las últimas 24 horas a 97 hasta alcanzar los 2.442 fallecidos, y se han registrado 648 nuevos infectados hasta un total de 76.936, de acuerdo con la información de este domingo de la Comisión Nacional de Salud del país asiático.

Según la fuente, hasta la pasada medianoche local (16.00 GMT del sábado), se detectaron 4.148 casos sospechosos, mientras que 22.888 pacientes se habían recuperado de la enfermedad y habían sido dados de alta.

Corea del Sur, el país más afectado por el virus después de China, ha declarado el nivel máximo de alerta al superar los 500 infectados en el país. En su mayor parte, el contagio ha ocurrido en un grupo religioso.

Ocho fallecidos en Irán

Las miradas también están puestas en Irán, donde la cifra de fallecidos ha aumentado este domingo a ocho y la de contagiados a 43. El portavoz de Salud, Kianush Yahanpur, ha informado de que entre los casos revisados desde el sábado se han identificado otras quince personas contagiadas de COVID-19, siete de ellas en Qom, cuatro en Teherán, dos en Gilán, una en Markazí y una Mazandarán.

De estas personas contagiadas, tres personas han perdido la vida, elevando a ocho los muertos en Irán, señaló el portavoz, citado por la agencia oficial IRNA. 

Para evitar la propagación de la enfermedad, las autoridades han cerrado de forma temporal las escuelas, universidades y eventos multitudinarios en varias provincias. La Organización Mundial de la Salud (OMS) manifestó hace dos días su preocupación por el avance de la enfermedad COVID-19 en Irán e indicó que está investigando «la extensión de la epidemia, sus medios de transmisión y el potencial para que haya nuevos casos en los próximos días».

Algunos países vecinos como Irak, Turquía o Kuwait han tomado una serie de medidas para evitar el contagio desde Irán como la suspensión de vuelos, la prohibición de entrada a ciudadanos iraníes o la petición un comprobante médico.

https://www.eldiario.es/internacional/Italia-aisla-personas-muertos-contagiados_0_998800138.html

Tras los destrozos de ‘Gloria’, el Colegio de Geólogos cree necesario deconstruir el litoral español

Los expertos en riesgos naturales del Colegio Oficial de Geólogos consideran que sería necesario deconstruir el litoral para facilitar la reconstrucción natural de las playas como medida para evitar futuras catástrofes como la generada por el temporal ‘Gloria’.

«Los temporales de Levante son fenómenos relativamente frecuentes, pero con un litoral tan antropizado por infraestructuras y viviendas en primera línea y unos ríos y rieras que no acarrean sedimentos, estamos impidiendo la renovación natural de las playas», ha explicado el geólogo Joan Manuel Vilaplana, experto de esta organización en riesgos naturales y miembro del grupo de investigación de riesgos naturales de la Universidad de Barcelona.

Vilaplana considera que «allí donde sea posible» habría que quitar infraestructuras y viviendas de la primera línea de playa del Mediterráneo y trasladarlas hacia el interior. Se trata de una medida, avisa este especialista en un comunicado de esta organización, que tendría efecto a medio y largo plazo, pero sería necesaria para tener playas amplias, pues estas son «la mejor protección natural contra los temporales marítimos».

Un ejemplo de sus efectos es, para este experto, la recuperación y reconstrucción de las playas de Barcelona, donde se retiraron fábricas y construcciones en primera línea. Pero habría que seguir actuando: «En Cataluña tenemos la línea ferroviaria con mayor tráfico de pasajeros entre Barcelona y Mataró que discurre junto al litoral, pegada a la playa. Habría que trasladar esa infraestructura al interior para eliminar su elevada exposición al riesgo de temporales y dejar espacio para permitir que la playa actúe como barrera natural frente al mar», concluye.

Esta barrera natural no funciona si los ríos no arrastran sedimentos para que las playas se renueven de forma natural. El mayor ejemplo de ello es, según este organismo, el Delta del Ebro, en la provincia de Tarragona. Los geólogos advierten de que los numerosos embalses que tiene el Ebro aguas arriba para energía hidroeléctrica, para abastecimiento de agua y para regadío, retienen los sedimentos que transporta el río e impiden que estos se depositen en el delta para su renovación natural.

«El Delta del Ebro está en retroceso desde hace décadas por falta de sedimentos», señala Vilaplana. «Si no hacemos nada, la reducción de su tamaño será mucho más drástica y más rápida».


Esta sección en eldiario.es está realizada por Ballena Blanca. Puedes ver más sobre este proyecto periodístico aquí


https://www.eldiario.es/ballenablanca/crisis_climatica/destrozos-Gloria-Colegio-Geologos-deconstruir_0_988301756.html

Ñ de Ñapa © 2018