Etiqueta: Lugo

Los rebrotes de coronavirus se extienden por 13 Comunidades Autónomas

Un total de 13 Comunidades Autónomas han arrancado la semana con algún rebrote de contagio por coronavirus en su territorio, aunque todos los gobiernos autonómicos aseguran que están controlados y de momento no se han tomado nuevas decisiones de confinamiento.

Con varios territorios que permanecen sin registrar nuevos brotes, entre ellas algunas de las más afectadas por la pandemia desde el inicio de la crisis sanitaria como Madrid o Castilla-La Mancha, esta es la a día de hoy la radiografía de los rebrotes en España por Comunidades:

Cantabria

Cantabria ha sido de las últimas autonomías en registrar un rebrote. Ha sido en Santander, donde el sábado se confirmaron 13 casos positivos en un mismo edificio de viviendas que fue puesto en cuarentena y que hoy han ascendido a 14. Sanidad informó de que existía «un vínculo epidemiológico confirmado» entre los 13 y que había un caso más de alguien próximo al edificio.

Aragón

El Gobierno de Aragón mantiene en fase 2 a las cuatro comarcas aragonesas afectadas por rebrotes: La Litera, Cinca Medio y Bajo Cinca en Huesca, y Bajo Aragón-Caspe, en Zaragoza. Suman 330 casos confirmados, la mayoría entre trabajadores temporeros.

Además, ocho residencias de personas mayores siguen con brotes de coronavirus que no se han dado por concluidos, si bien solo en cuatro de ellas ha habido «casos recientes», según la información del Gobierno ofrecida este lunes.

Andalucía

Mantiene diez brotes de coronavirus en fase de control o de investigación en las provincias de Málaga, Granada, Cádiz, Huelva y Almería, con un total de 205 casos confirmados, según la Junta.

Seis brotes están en fase de investigación procedentes de días anteriores; uno en el distrito sanitario de Málaga, que alcanza los 103 casos confirmados, vinculado al Centro de Acogida de Emergencia y Derivación gestionado por Cruz Roja; cuatro más en la provincia de Granada, todos ellos en el distrito metropolitano, y uno en el distrito malagueño de la Axarquía, con siete casos confirmados.

Otros cuatro brotes se encuentran en fase de control, dos de ellos desde este domingo en Lepe (Huelva) con diez casos confirmados, y en el distrito Levante-Alto Almanzora de Almería, con cuatro, en ambos casos sin cambios en las últimas 24 horas. A ellos se suman los que ya estaban controlados en el Campo de Gibraltar con 23 casos confirmados, vinculados a una pensión y la sede de una ONG en Algeciras (Cádiz), y otro en el distrito de Granada capital, con 24 casos confirmados.

Canarias

En la isla de Fuerteventura, que estuvo varias semanas sin casos activos, se contabilizan en la actualidad una treintena de positivos que se corresponden con algunos de los migrantes llegados en pateras interceptadas en las últimas semanas.

Euskadi

En Guipúzcoa, se mantiene activo un brote registrado en el municipio de Orio con 17 casos asociados. El Gobierno vasco está estudiando si tres casos registrados este domingo y otro del sábado, en la misma provincia, están relacionados o no.

Navarra

El Gobierno de Navarra mantiene controlados dos brotes, uno en la Comarca de Pamplona y otro en la localidad de Sunbilla, en la zona norte, que se conocieron el 16 de junio. En el caso de Sunbilla, se realizó la semana pasada pruebas a los 150 trabajadores de la empresa en la que trabaja uno de los contactos estrechos del origen del foco, y tres casos dieron positivo.

Galicia

El brote de COVID-19 en la zona de A Mariña lucense se ha elevado a 28 casos positivos, mientras que el de Barbanza (A Coruña) ha bajado a siete de los nueve detectados y sin ninguna hospitalización, según los datos actualizados este lunes por las áreas sanitarias.

Todos los casos detectados han de guardar una cuarentena de 14 días. También las personas con resultados negativos tienen que permanecer en seguimiento en su domicilio.

Murcia

En Murcia, se mantiene un brote en Beniel, Murcia y Santomera relacionado con pasajeros llegados de Bolivia, que han desencadenado 32 casos, 9 de ellos en una misma empresa que ha obligado a poner en cuarentena a trabajadores y a que Salud prepare una resolución para la suspensión temporal de actividad. Además, el Gobierno murciano ha informado hoy de otro brote que se originó en un caso de la provincia de Granada, que está en seguimiento.

El presidente de la Región, Fernando López Miras, ha advertido de que son casos «muy preocupantes» y ha instado a «extremar la precaución». De lo contrario, si las circunstancias «lo requieren», advierte que el Ejecutivo tiene sobre la mesa «medidas drásticas» como el confinamiento de municipios o volver atrás en las fases de desescalada.

Catalunya

Catalunya mantiene brotes en la provincia de Lleida, que están controlados y no prevé de momento confinar la zona. La consejera de Salud de la Generalitat, Alba Vergés, ha explicado que hay varios casos en algunas residencias y además, otros brotes relacionados con los de comarcas vecinas de Aragón, sobre los que ha advertido del problema que puede suponer que las personas afectadas que participan en la campaña de la fruta no mantengan la cuarentena porque dependen del trabajo diario.

Vergés ha dicho que se está analizando la situación para plantear al gobierno aragonés que pida evitar movimiento de personas temporeras hacia Lleida. Sobre la salud de los afectados, la mayoría son gente joven con síntomas leves.

Castilla y León

En Castilla y León se mantienen activos seis focos y desde la Junta se insiste en pedir precaución, aunque por el momento no se plantean intensificar medidas de control en la Comunidad. En concreto, se trata de brotes registrados en dos residencias de Valladolid y en el Hospital Río Hortega y tres nuevos focos en la provincia de Soria, todos ellos «localizados y en estudio».

Comunitat Valenciana

Permanece activo el brote en una empresa cárnica de Rafelbunyol (Valencia). La empresa ha detallado hoy que, de los siete casos iniciales que se detectaron el 17 de junio, seis han recibido el alta y, mediante pruebas serológicas, se ha confirmado que ya no están contagiados. De esta forma, queda activo uno de los siete casos iniciales.

A su vez, la Consejeria de Sanidad Universal dio a conocer que se habían detectado siete nuevos casos, a los que se les están realizando pruebas serológicas para determinar si se trata de infecciones activas o infecciones pasadas y, por tanto, conocer si forman parte del brote detectado o no.

Extremadura

Se mantiene un brote en la localidad cacereña de Navalmoral de la Mata, que sumó 22 casos confirmados hasta el pasado viernes y ninguno nuevo en los datos facilitados este lunes por la Junta de Extremadura. La persona que lo originó sigue en paradero desconocido y en búsqueda y captura por las fuerzas de seguridad. Hay otra treinteta de personas aisladas, repartidas en seis viviendas.

La consejería de Sanidad considera este brote «bastante controlado» y bajo un «seguimiento muy estricto», pero la población no está confinada.

https://www.eldiario.es/sociedad/Comunidades-rebrotes-arranque-semana_0_1043246493.html

El fuego ha arrasado este año en España el doble de monte que la media de la década

Los incendios forestales quemaron en octubre pasado más monte que en toda la temporada de verano: en unos días, ardieron 69.109 hectáreas. 656 más que lo calcinado en junio, julio, agosto y septiembre juntos, según los datos del Ministerio de Medio Ambiente.

Tras las llamas, el balance. Después de cuatro días devastadores en Galicia, Asturias o el norte de León –que coparon la atención de todo el país y de fuera– todos esos incendios han hecho que, en lo que va de 2017, se haya destruido el doble que la media de la década. Las 174.788 hectáreas abrasadas a 31 de octubre ya colocan a este curso como el segundo peor de los últimos diez años. En esos treinta días se destruyó más superficie forestal que lo que ardió en prácticamente todo 2008, 2010, 2013, 2015 o 2016 respectivamente.

Un mes horribilis para bosques, prados y masas de matorral. Un mes en el que se registraron 30 grandes incendios forestales, aquellos que superan las 500 hectáreas de extensión. Hasta entonces se habían contado 22. Los grandes incendios forestales se han erigido en el nuevo paradigma destructor: siniestros de grandes proporciones, muy difíciles de controlar y que afectan a zonas periurbanas. Esas áreas intermedias  que han crecido, en parte, debido a la urbanización descontrolada en el monte, favorecen los inicios del fuego y provocan que los medios de extinción modifiquen sus órdenes de prioridad y ataquen primero las llamas que amenazan a construcciones. Más destrucción alrededor.

Ni rastro del «terrorismo incendiario»

Aunque la Xunta de Galicia y el Gobierno de Mariano Rajoy extendieron la idea de que existió una «acción coordinada» o un «terrorismo incendiario» para multiplicar los incendios, las razones para explicar la devastación de octubre han terminado por demostrarse diferentes.

De hecho, ni un atestado de la Guardia Civil o la Policía han respaldado estas teorías oficiales lanzadas por Alberto Núñez Feijoo o su jefe en el Partido Popular en plena avalancha de incendios. Las investigaciones han derivado en dos detenidos por quemar rastrojos y un tercer sospechoso con problemas mentales.

A pesar de que los datos explican que la gran mayoría de incendios forestales son provocados por la acción humana, es algo muy distinto que exista una mafia dedicada a causarlos de manera organizada. Las memorias de los fiscales de medio ambiente apuntan a negligencias, malas prácticas y, también, venganzas o fuegos intencionados. Con todo, la impunidad es bastante alta.

Sin embargo, la Organización Meteorológica Mundial sí conectó la propagación acelerada de las llamas a la cola de un huracán que llegó de manera extraordinaria a Europa. Los restos de Ofelia trajeron vientos rápidos y temperaturas elevadas a unas latitudes donde no se habían visto nunca estos fenómenos meteorológicos. Lo que sí se ha unido científicamente es el cambio climático con una actividad de huracanes especialmente virulenta y potente.

En el momento en el que empezaron a declararse toda esta serie de siniestros, la temporada estaba aún en curso. Se ha dado por terminada el 1 de octubre por la OMM. Finalmente ha sido declarada «extremadamente activa». La mayor desde 2005 y la séptima desde 1851. Se han contado 17 tormentas con nombre de las que 10 se convirtieron en huracanes. Uno de ellos prolongó su acción tan al este que empujó los incendios de octubre en España y Portugal.

Nunca ha ardido tanto monte en España durante un mes de octubre en los últimos diez años. La media apenas supera las 5.000 hectáreas. Históricamente, se trata de una época del año húmeda y ya fresca. No esta vez. Con octubre ha llegado normalmente la relajación de los dispositivos especiales contra incendios. En Galicia, por ejemplo, caducan los contratos de más de 400 brigadistas.

Sin embargo, en 2017, octubre tuvo una temperatura media de 18,5ºC, según la Agencia Estatal de Meteorología (2,6 por encima de la media) y llovió solo un tercio de lo esperado, en la línea meteorológica de sequía y alta temperatura que ha caracterizado este curso. Menos precipitaciones y más calor, consecuencia en la península ibérica del cambio climático, que pueden estar alargando la época de máximo riesgo para los incendios.

Con todo, la devastación forestal no se circunscribió a Galicia. En Asturias se superaron con creces las 12.000 hectáreas arrasadas. Muchas de ellas derivadas de las quemas para eliminar monte bajo y dar espacio para la ganadería. Y allí, en la zona cantábrica, todavía queda por afrontar la campaña de incendios invernales que, año tras año, afecta al norte y que, hasta la Guardia Civil, ha ligado a la creación de pastos para la cabaña.

http://www.eldiario.es/sociedad/arrasado-decada-debido-incendios-octubre_0_715329233.html

Ñ de Ñapa © 2018